Archivo de la etiqueta: ira

aprender a gestionar las emociones

Aprender a gestionar las emociones

aprender a gestionar las emociones[Aprender a interpretar y gestionar las emociones es una de las asignaturas pendientes para el ser humano]

La palabra emoción viene del término en latín “emovere” que literalemente significa “mover hacia fuera“, algo que simboliza perfectamente como las emociones actúan en nuestro cuerpo, tanto a nivel físico como psíquico.

Físicamente, las emociones son capaces de alterar el comportamiento de nuestro cuerpo. Desde tristeza a la euforia, del amor al odio, o de ira al perdón, existen infinitud de ordenes que nuestro cuerpo interpreta acelerando el pulso, tensionando los músculos o relajándolos, dependiendo de la emoción suscitada.

Mentalmente, las emociones son centros de energía muy poderosos a la hora de transmutarse en pensamientos. Cuando un pensamiento es producido por una emoción, su fuerza e inercia son mucho mayores que cuando simplemente es un pensamiento que aparece, pero que no es correspondido por la emoción.

Además es aquí donde encontramos un fuerte vinculo cuerpo-mente y mente-cuerpo. En este caso pensamientos y emociones generan un bucle que se retroalimenta mutuamente, por que el pensamiento deriva en la emoción y la emoción genera nuevos pensamientos acordes a ella. Y es en este punto donde resulta difícil poner en práctica nuestra casi nula capacidad de gestionar las emociones y poder salir de ese círculo vicioso entre la emoción y el pensamiento.

Pero tranquilos. Voy a tratar de explicaros un ejercicio, no muy complicado, para que lo pongáis en práctica poco a poco, hasta que se convierta en vuestra nueva forma de gestionar las emociones.

El ejercicio consta de 3 partes: Identificación, desidentificación y observación.

1. Identificación de las emociones

Este punto quizás sea el punto más difícil de todo el ejercicio. Se trata de detectar la emoción y de qué tipo es; tristeza, ira, euforia, etc…
Para ello, necesitamos una total presencia. Nuestra consciencia debe estar plenamente anclada en el momento presente, cosa que no siempre es sencilla, debido al enorme poder que tienen las emociones para arrastrarnos.

2. Desidentificación con las emociones

Si has conseguido llevar a cabo con éxito el primer punto del ejercicio, este segundo no representará gran dificultad.
El primer paso nos lleva a ser conscientes de esa emoción…realmente nosotros somos consciencia (esto lo explicaré en otro artículo dentro de poco, ahora de momento quédate con el concepto si no lo entiendes) y cuando traemos la consciencia al momento presente podemos lograr el objetivo de este punto que es darse cuenta de que tu no eres la emoción, sino que simplemente experimentas esa emoción. Comprender esto, sentirlo, provoca una gran liberación y aumenta aún más esa presencia, nuestro verdadero Yo.

3. Observación de los patrones emoción-pensamiento y viceversa

Cuando logras ver que esas emociones y esos pensamientos están en ti pero no son tu, estás en posición de observar como funciona todo el proceso. Cómo la emoción desencadena pensamientos afines, y como los pensamientos afloran aún más la emoción. Esta es la retroalimentación mutua a la que me refería anteriormente.
El mero hecho de permanecer como testigo, como observador de todo el proceso, produce una fuga de energía en esos patrones y el vinculo poco a poco va perdiendo fuerza hasta desaparecer o al menos te permite no ser arrastrado por la emoción, pudiendo actuar de un modo más sensato y acorde con la magnitud de la situación.

 

Quizás algunos términos y conceptos de este artículo no sean del todo comprensibles por algunos lectores. Si es vuestro caso, no os preocupéis porque pronto trataremos estos temas con mayor detenimiento. Lo que hará que comprendáis éste y otros muchos ejercicios que nos permiten acceder al verdadero potencial y autocontrol que reside en todos y cada uno de nosotros.

También podéis comentar las dudas a través de los comentarios debajo del artículo, cosa que responderemos alegremente.

Espero que os sirva de gran ayuda este pequeño, pero gran efectivo ejercicio para aprender a gestionar las emociones.

 

Namasté

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
El Cuerpo Dolor

El Cuerpo Dolor

El Cuerpo Dolor

Continuando con la serie de Eckhart Tolle y Oprah, “Un Nuevo Mundo, Ahora“, es hora de continuar con la quinta entrega, que muchos de vosotros esperáis seguro que con mucha expectación…

En la el capítulo 5, Eckhart Tolle nos enseña explica como el miedo, la ansiedad, la ira, el guardar rencor, la tristeza, el odio o el detestar, la envidia, los celos? todo esto afecta negativamente al flujo de energía en tu cuerpo, afecta al corazón, al sistema inmunológico, a la digestión, a la producción de hormonas, etc?… y después nos muestra ejercicios reconocerlas y poder desidentificarnos de ellas para no permitir que estas residan en nuestro interior.

“Cualquier emoción negativa que no consideres en su justa medida y que no reconozcas como lo que es en el momento en que surge, no se disuelve completamente? El campo energético de las emociones negativas puede que sea antiguo pero está muy vivo dentro del cuerpo del dolor de cada ser humano?.”

Sin más explicaciones dejo que disfrutéis de este magnífico capítulo y espero que os sea de gran ayuda.

Recordar que después del vídeo podéis descargar el workbook del capitulo y su transcripción en castellano.

El Cuerpo Dolor

httpvp://www.youtube.com/view_play_list?p=EC03E47E9003FE13

Descarga Workbook
Descarga Transcripción

Namaste.

Esta entrada pertenece a la serie “Un Nuevo Mundo, Ahora – (Video-Serie)“, la anterior fue: “La Representación de los Personajes” y la siguiente: “La liberación

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
medicina holística

Descubriendo la Gran Farmacia Interior

medicina holísticaLa medicina holística ve al ser humano como una todo: cuerpo, mente y espíritu. Trata al paciente y no a su enfermedad.
Al contrario de lo que la mayoría de la gente piensa, la medicina holística considera que el 95% de las enfermedades las creamos nosotros mismos a través de nuestras creencias en forma de patrones mentales. Donde las causas genéticas o hereditarias son mucho menos importantes de lo que parecen.

La medicina tradicional intenta tratar la enfermedad, devolviendo la salud al paciente. ¿pero qué ocurre si es el paciente el que se ha creado la enfermedad debido a sus patrones mentales? Pues lógicamente que la enfermedad volverá. Puede que los síntomas sean los mismos,  u otros nuevos, pero la causa sigue siendo ese patrón mental.

Hablar de un trastorno de la salud como «incurable», en realidad significa que esa enfermedad en particular no se curará por métodos «externos» y que para efectuar la curación debemos «entrar dentro».

La curación está presente aquí y ahora, en tu propia mente. No importa el tiempo que tus patrones mentales negativos lleven actuando en ti, si estas enfermo, o te odias a ti mismo: puedes comenzar a cambiar hoy.

Los pensamientos y palabras que has utilizado con asiduidad han creado tus experiencias hasta hoy. Lo que escojas pensar y decir a partir de hoy creara tu mañana. Por lo tanto el poder de cambiar tu salud y tu vida está siempre presente en este momento.

Seguro que te has dicho unas cuentas veces «Siempre he sido Así», «Así son las cosas». Realmente dices que «lo que crees es verdad para ti». Lo que crees es únicamente la opinión de otra persona que has aceptado e incorporado a tu propio sistema de creencias. Posteriormente al repetir esta creencia en tus palabras o pensamientos la has adoptado como una pauta mental.

Cambia esas pautas mentales, sustituyéndolas por otras. Date cuenta cuando tienes un pensamiento repetitivo, de que tipo es. Si es de ira, de rabia, de miedo, etc. Y cámbialo, cámbialo por su opuesto, simplemente acepta ese pensamiento y aprende de él. Estas limpiando de malas hierbas tu jardín mental. Cada minuto que empleas en sustituir la maleza por hermosos vegetales de cultivo propio, es maravilloso.

amor, amistad, uniónSe consciente de cuando te limitas, te resistes, y no te amas lo suficiente. Ese es el terreno en el que necesitas entonces trabajar y cambiar tus patrones mentales. Date cuenta de cuando te sientes enfermo, que tipo de emoción está percibiendo y trabaja en ella. Trabaja en los pensamientos que crearan tu sistema nuevo de patrones mentales hacia la salud.

No se trata de que maldigas la enfermedad, más bien de que le utilices en tu beneficio propio. Tienes algo que aprender, y no estas siendo un alumno aventajado. Ese es el verdadero valor de la falta de salud.

Si te castigas con tus pensamientos y palabras, sintiendo emociones de odio, rencor, envidia, estás cambiando tu cuerpo genéticamente para que demuestre esas emociones precisamente. ¿Qué mensaje le estas enviando? El mismo que le envías si bebes en exceso, te alimentas mal, o fumas. Tú ya sabes si eso te sienta bien o mal. ¿Qué crees que le envías subconscientemente a todo tu cuerpo?

  • Sustituye tus pensamientos, por pensamientos de Amor, Salud, Amistad, Alegría, Unicidad.
  • Cuida mucho tus palabras, sobre todo las que te dices a ti mismo
  • Utiliza las afirmaciones, son pensamientos escritos, tienen muchísimo poder
  • Meditación y relajación, limpia tu jardín mental
  • Ámate a ti mismo y dilo para ti todos los días. Si te amas de verdad es imposible que te hagas daño.
  • Apunta cada pensamiento repetitivo que sea negativo. En el tendrás que trabajar.
  • La contemplación. Fíjate en los niños, en los cachorros, en la naturaleza. Tiene ejemplos maravillosos de cómo ser lo que tienes que ser.

 

Lo mismo que has estado utilizando tus patrones mentales en tu propio detrimento. Puedes comenzar aquí y ahora a cambiarlos y transformarlos en poderosas herramientas sanadoras. Utiliza el arte de la Alquimia para transformar los metales en oro, o tu jardín salvaje en un jardín de preciosas rosas.

 

Gracias, Gracias, Gracias

medicina holística

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
ira

Renunciar a la ira, envidia y otras emociones tóxicas

ira

[asumir su responsabilidad, sentirlas, definirlas, expresarlas, compartirlas, liberarlas y por último celebrar, agradecer su eliminación.]

Cada día más gente es consciente del efecto que tienen nuestras emociones y sentimientos sobre nuestro cuerpo. Cientos de estudios demuestran que sentimientos o pensamientos negativos actúan de un modo dañino y perjudicial sobre nuestro organismo; debilitando entre otras cosas, el sistema inmunitario y nuestro estado de ánimo y bienestar en general.

Estudios aún más innovadores exponen resultados sorprendentes de cómo el estar expuesto a sentimientos de negatividad como la ira, la envidia, el desprecio, etc… contraen nuestro ADN y no permiten a éste trabaje con todo su potencial. Así como sentimientos de amor, paz, tranquilidad o generosidad entre otros, activan cantidad de puntos del ADN permitiendo una mejor y más fluida comunicación con la información transmitida por el universo mediante la energía.

Las emociones negativas pueden presentarse dentro de nosotros de dos maneras distintas: pueden estar “despiertas” o pueden estar “dormidas” o latentes.

Estas emociones negativas, de baja frecuencia, se podría decir que viven dentro de nuestro cuerpo.

Las que están “despiertas”, en un estado de vigilia, actúan de un modo perceptible para nosotros. Tratan de sobrevivir en nosotros y alimentarse de nuestra energía. Estarán continuamente generando pensamientos negativos, buscando el enfrentamiento con los demás y nos separan de la realidad, para verse así alimentadas.

Las que están “dormidas”, no son tan fácilmente detectables. Nacieron de traumas y problemas del pasado, pero aún no nos hemos liberado de ellas. Vuelven a un estado de vigilia simplemente al escuchar un comentario o volver a la mente un recuerdo, después, vuelven de nuevo a “dormirse”.

El primer paso, y más importante, para librase de ellas, es ser consciente de que existen, detectarlas. Normalmente se manifiestan como dolores en ciertas partes del cuerpo, nerviosismo, miedos o ansiedad. Es ese el momento donde si nos dejamos arrastrar por ellas, éstas se refuerzan a si mismas y cada vez tienen más fuerza.

Te voy a proponer un método para liberar todas esas emociones tóxicas y nocivas. Consiste en asumir la responsabilidad de las emociones, sentirlas, definirlas, expresarlas, compartirlas, liberarlas y por último celebrar y agradecer su eliminación.

Ejercicio

1.  Asumir la responsabilidad, sentirlas y definirlas

    • Cierra los ojos y concéntrate en la respiración hasta que consigas que tu mente se aquiete.
    • Recuerda una experiencia dolorosa para ti, donde sientas ira, envidia, miedo, una discusión con alguien, etc…
    • Recuerda las imagenes, las palabras, todo cuanto puedas para revivir ese momento. Y presta atención a las sensaciones de tu cuerpo. Lo más probable es que sientan alguna molestia en su cuerpo, es la conexión mente-cuerpo.
    • Centrate en esa molestia, pero no dejes arrastrarte por ella, solamente se consciente de que existe, de que está ahí. Normalmente estas emociones se encuentran en las zonas donde están los chakras.

2.  Expresar las emociones

    • Escribe en un papel aquella experiencia desde tu punto de vista.
    • Vuelve a escribirlas otra vez pero desde el otro punto de vista, el de la otra persona.
    • Y por último escríbelas como si hubieran ocurrido a otra persona, como un observador neutro.

3.  Compartir

    • Comparte tus emociones y sentimientos con las personas que amas. Esto eliminará energía a esas emociones tóxicas.

4.  Liberar las emociones

    • Libérate de ellas. Lo puedes hacer mediante un “ritual“; quemar los papeles donde escribiste  anteriormente esas emociones, romperlos, etc…

5.  Celebrar su eliminación

    • Agradece y celebra la liberación de esas emociones negativas.

Esta entrada pertenece a la serie “Las 10 Claves de la Felicidad“, la anterior fue: “La necesidad de aprobación externa” y la siguiente: “El Autoconocimiento

Share and Enjoy

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS